PUBLICIDAD
CÓMO AFECTA A NIVEL HEPÁTICO

Hígado y coronavirus. Por Rupert Oliveró

|

Todos sabemos que los virus en su mayoría tienen un efecto nocivo sobre la función hepática. Si descartamos los 5 tipos de Hepatitis A, B, C , D y E que tienen fundamentalmente una acción selectiva sobre el hígado, vemos también que otro tipo de virus, como el Eptein-Barn (mononucleosis infecciosa), citomegalovirus, HIV, Varicela zoster, sarampión etc tienen una afectación hepática generalmente mas suave y no tan agresiva como los 5 primeros . Por tanto como el COVID-19 es un virus hemos de sospechar que también tiene aunque sea pequeña una cierta actividad nociva sobre el hígado.

Tenemos todavía poca información ya que se han practicado pocas autopsias en pacientes fallecidos por Covid -19, pero las pocas biopsias hepáticas demuestran una moderada esteatosis hepática microvascular y una leve actividad lobular pero no hay pruebas demostrativas que relacionen directamente que la lesión sea producida por COVID-19 ya que algunos fármacos utilizados en el tratamiento del Covid-19, como el ibuprofeno, antipalúdicos, corticoides etc podrían tener también un efecto nocivo sobre este órgano.

PUBLICIDAD

Lo que si se sabe con certeza que hasta un 50% de los pacientes afectados del Covid-19 desarrollan alteraciones de la función hepática, con elevación de las transaminasas (GOT y GPT) gamma GT (YGT) Fosfatasa alcalina, durante el transcurso de la enfermedad, no incluimos aquí la ferritina que es un parámetro de inflamación aguda y que en la mayoría de los pacientes está muy aumentada y que muchas veces se eleva cuando la función hepática está alterada, pero que en este caso creemos que es debida al severo proceso inflamatorio global.
Hay que hacer una importante observación, estamos hablando de pacientes que antes de la infección por Covid-19 no tenían antecedentes hepáticos significativos o de interés clínico, es decir eran pacientes con una función hepática absolutamente normal.

Otro apartado sería de los pacientes que presentaban antes de la infección por Covid -19 una hepatopatía o afectación hepática crónica como son aquellos pacientes afectos de hepatitis crónica B o C, cirrosis hepática alcohólica, hemocromatosis, Enfermedad de Wilson, colangitis esclerosante, cirrosis biliar primaria, esteatosis hepática moderada o severa, en todos estos casos los pacientes serían más susceptibles a la infección por coronavirus pudiéndose agravar notablemente la evolución de su hepatopatía crónica.

En cuanto a la posibilidad de que se afecte al hígado por el coronavirus (Covid-19)las últimas teorías se inclinan a pensar que el enzima convertidor de la angiotensina 2 (ACE2) que al parecer sirve como receptor viral se ha detectado aunque a bajos niveles, en las celulas endoteliales hepáticas, hepatocitos y células de los conductos biliares en hígados aparentemente sanos que se ha demostrado también que la afectación Hepática por el Covid-19 es más a nivel hepatocelular (hepatocitos) que a nivel de las células biliares.

En conclusión y para resumir creemos que todos aquellos pacientes con función hepática normal antes de la infección por coronavirus y en los que durante la progresión de la enfermedad o bien ya dados de alta medica que presentan o han presentado alteraciones de la función hepática ya sea con elevación discreta de las transaminasas, de la YGT o de la fosfatasa alcalina, tendrían que realizar un tratamiento médico preventivo con protector hepático de origen natural durante varios meses,por ejemplo Vitamina C, Glutation, polifenoles ( Flavonoides) sobre todo la Silimarina que es el principio activo de una planta llamada “cardo mariano”.

La Silimarina con propiedades antioxidantes muy importantes a nivel hepático . Asi mismo la silimarina potencia la síntesis de proteína, favorece también la regeneración hepatica y neutraliza el efecto tóxico del acohol y otras toxinas de origen alimentario o infecciosas, tiene también un efecto importante como antídoto frente a la intoxicación por el hongo “Amanita Faloides”

PUBLICIDAD

Además la silimaria aumenta los niveles de Glutation en la celula hepática , el Glutation posee un fuerte mecanismo antioxidante al neutralizar radicales libres formando derivados azufrados fácilmente eliminables, es decir la SILIMARINA tiene un efecto directo y otro indirecto como antioxidante hepático.

Finalmente favorece la secreción biliar . La silimarina está comercializada en nuestro país en diferentes productos farmacéuticos , nuestra preferencia es el comercializado con el nombre de REGIS H SILIMARINA.

Por Rupert Oliveró, especialista en Medicina interna y Medicina preventiva.

PUBLICIDAD